Errores financieros más comunes a los 20, 30 y 40 años, protege tu dinero

Existen errores financieros en cada etapa de la vida que debemos evitar a toda costa. No importa si tienes, 20, 30, o 40 años, los errores financieros que cometas pueden conducirte a la ruina y acabar con el sueño de alcanzar la libertad financiera. En este artículo te hablaremos precisamente sobre estas trampas financieras que te impiden avanzar y prosperar hacia ese estilo de vida que tanto deseas.

En este artículo y vídeo no solo te mencionaremos los errores financieros más comunes que puedes llegar a cometer, sino también la forma en la que puedes evitarlos para no dañar tu economía.


Errores financieros a los 20 años

Con 20 años te quieres comer el mundo y piensas que todos tus emprendimientos tendrán éxito porque cuentas con una formación académica que te respalda. Lamentablemente es muy común que el entusiasmo desmesurado te conduzca a cometer ciertos errores financieros.

Comprar un coche caro

Una de las trampas financieras en las que caen muchas personas a los 20 años, es creer que para triunfar necesitan comprar un coche caro. Los coches caros la mayoría de las veces consumen gran parte de tus ingresos, por lo que al final terminan siendo una mala inversión que puede arruinarte financieramente. En este vídeo te explico por qué tener coche puede ser la peor inversión de tu vida y qué alternativas tienes.

Una opción es comprar un coche de segunda mano, en especial vehículos que tienen más de cuatro años de antigüedad, ya que cuestan un 50% más baratos de su valor original. Te recomiendo encarecidamente este vídeo con una comparativa sobre comprar coche nuevo o de segunda mano, donde descubrirás que opción es mejor para ti.

Vivir por encima de tus posibilidades

Este es otro error financiero muy común a los 20 años, el cual implica llevar un estilo de vida muy por encima de tus ingresos. En esta edad todavía vives con tus padres, lo que significa que tus responsabilidades financieras son limitadas. Por lo tanto, debes aprovechar esta situación para ahorrar e invertir.

Endeudarte

Muchas personas a los 20 años se acostumbran a pagar sus gastos con la tarjeta de crédito. Ya sea financiar una vacaciones, o comprarse el último smartphone de moda, es un error que puede llevarte a la ruina. Nuestra recomendación es que evites la deuda tóxica, así como los famosos préstamos para estudiantes. En este post tienes un tutorial muy completo para aprender a utilizar una tarjeta de crédito y evitar caer en la trampa que supone la deuda tóxica.

Independizarte demasiado pronto

Si bien es importante labrar tu propio camino, irse de casa demasiado pronto también es un error financiero. Es decir, de muy poco te servirá independizarte a los 20 años, si tendrás muchas carencias, y no puedes emprender por falta de recursos. Si quieres irte de casa, primero asegúrate que cuentas con uno o dos activos, o en su caso, un colchón financiero de entre 1 a 2 años que te respalde.

Errores financieros a los 20 años

Errores financieros a los 30 años

Con 30 años ya eres una persona con una cierta estabilidad personal y profesional. Es posible que ya cuentes con varias fuentes de ingresos, y tengas una cierta madurez mental. Sin embargo, también puedes cometer los siguientes errores financieros.

Hipotecarse a largo plazo

Si decides contratar una hipoteca a largo plazo, significa que deberás destinar una gran parte de tus ingresos a pagar esta deuda durante un largo período de tiempo. Sumado a los otros gastos mensuales, esta hipoteca puede arruinarte financieramente. Para evitar esto, lo ideal es optar por ejemplo, por alquilar un piso, o de preferencia, no financiar demasiado capital.

No planear la jubilación

A los 30 años es una buena edad para comenzar a planear tu jubilación. Esto implica que empieces a ahorrar pensando en tu futuro y el estilo de vida que deseas tener cuando dejes de trabajar. Por lo tanto, conviene que hagas aportaciones periódicas a planes de pensiones, fondos de inversión, o adquirir activos que te generen ingresos.

No contratar seguros

Contratar un seguro es igual de importante que planificar tu jubilación. El abanico de seguros es amplio, incluyendo seguros de vida, de decesos, desempleo, invalidez, entre otros. Para evitar caer en la ruina financiera a los 30 años, te recomendamos analizar tu situación actual, y contratar un seguro que cubra tus puntos más débiles.

No invertir en tu educación

Con 30 años muchas veces pensamos que ya no es necesario continuar estudiando o aprender nuevos conocimientos. Pero si quieres garantizar que tu futuro profesional y laboral sea estable, necesitas invertir en tu propia educación. En consecuencia, invierte parte de tus ingresos en cursos, diplomados, seminarios, libros, y todo lo que pueda incrementar tus conocimientos.

Errores financieros a los 30 años

Errores financieros a los 40 años

Cuando llegas a la edad de los 40 años, normalmente ya eres una persona con una sólida madurez en el ámbito profesional y en tu vida personal. Desafortunadamente nada de eso te exime de caer en las siguientes trampas financieras.

Comprar una Segunda vivienda

Uno de los errores financieros más comunes a los 40 años, es comprar una segunda vivienda, cuando ni siquiera has podido liquidar la primera. El problema es que al comprar una nueva vivienda, adquieres una nueva deuda, lo que pone en riesgo tu estabilidad económica. En lugar de hacer esto, lo mejor es alquilar una propiedad por temporadas, según tus necesidades.

No contratar a un asesor financiero

A medida que envejeces es fundamental que reduzcas tu exposición al riesgo en tus inversiones de manera gradual. La mejor forma de hacer esto es mediante un asesor financiero que impida que hagas mal uso de tu dinero. Estos profesionales incluso pueden orientarte para obtener múltiples beneficios fiscales, así como proteger tus inversiones frente a los activos con mayor volatilidad.

No prever gastos

Es decir, si ya tienes hijos, sin duda sabes que su nivel de gastos se incrementará conforme avancen en su formación académica. Además, en casa es posible que necesites hacer reformas, incluso comprar un coche, y qué decir de los impuestos. Si no prevés estos gastos, puedes caer en la ruina financiera.

Por ello te recomendamos hacer un presupuesto en el que consideres todos estos gastos.

No emprender

Si piensas que con 40 años ya no puedes crear un negocio exitoso, estas en un error. Cualquier momento es bueno para emprender, y a los 40 años ya eres una persona con ingresos estables, contactos empresariales, y la formación profesional necesaria para hacer que tus emprendimientos o cualquier proyecto que te propongas, tenga éxito. Te dejo un artículo con 16 maneras de conseguir dinero para iniciar tu propio negocio.

Errores financieros a los 40 años

Ya conoces los errores más comunes… no caigas en ellos

Al final, de todos los errores se aprende algo, por lo que es muy importante que no te dejes llevar por la negatividad. Intenta sacar lo mejor de cada situación, incluso si eso significa comenzar desde cero.

Nunca es demasiado tarde para emprender, y ahora que ya conoces estos errores financieros, debes asegurarte de no caer en ellos. Utiliza tus conocimientos y madurez mental para planificar tu futuro, evitar contraer deudas innecesarias, e invertir tu dinero con responsabilidad. Recuerda que puedes ver el vídeo que complementa a este artículo directamente en YouTube: https://youtu.be/xKyY42xCx3Y

Recuerda que podemos esta en contacto por otras vías:

Estaremos encantados de escuchar lo que piensas

      Deje una respuesta

      Trabajar Desde casa | Educación Financiera | Ideas de Negocio
      Logo